Registro gratuito

Bimota y sus años en el mercado
Bimota y sus años en el mercado

MOTOS

Bimota y sus años en el mercado

La famosa fábrica italiana espera regresar a la palestra luego de algún tiempo de ausencia.

RICARDO CENICEROS - 31 OCTOBER 2017 21:30

Hace no mucho tiempo, Bimota cambió nuevamente de dueños, pero en todos los cambios de propietario la marca ha seguido en la misma línea y ha mantenido el mismo espíritu. Se trata de una fábrica italiana que nació en 1973, y que su nombre es un resultado de los apellidos de los tres fundadores (Bianchi Morri Tamburini). Repasaremos los puntos más importantes de esta marca a lo largo de sus años.

Primeros años

Poco antes del inicio de la marca en las motocicletas, uno de los fundadores dimitió (Bianchi) por lo que los otros dos fundadores permanecieron y tuvieron vía libre para dedicarse de lleno a las motos. Massimo Tamburini empezó llevándose gran parte del mérito en cada invención de Bimota, desde que salió a la luz la primera de la fábrica, que fue una modificada MV Agusta 600.

Bimota y sus años en el mercado

La primera oficialmente fue la llamada HB1 estrenada en 1975, con unas siglas que hacen alusión al motor (Honda) al nombre de la marca (Bimota) y por último el número de modelo con este motorista. La HB1 gozó de una imagen y unas características totalmente deportivas, así la fábrica logró vender 10 unidades de la misma. Finalmente, en 1977 llega la segunda moto de calle, la llamada SB2 que tuvo un motor de Suzuki. Fue el primer modelo que tuvo un gran reconocimiento internacional, y luego siguieron los modelos YB1, YB2, hdb1; hdb2 y SB1. La KB1 fue el modelo de mayor protagonismo al menos en la década de los 70.

Años posteriores y Era Tamburini

En la década de los 70 se destacaron mayormente la SB2 y especialmente la KB1. La SB2 contó con unas especificaciones sorprendentes para el momento, como el chasis multitubular de acero que tenía algunos tramos rectos, y el eje del basculante bastante adelantado. El motor de la SB2 fue el Suzuki GS750F. En 1978 llegó la KB1, que mantuvo el chasis multitubular aunque con algunos tubos del chasis doblados y con el eje del basculante ubicado en el lugar común.

Bimota y sus años en el mercado

Lo mejor para decir de la KB1 fue su éxito en ventas, mucho mayor al logrado con las 200 unidades de la SB2. Finalmente, en 1982 llegó la HB2. Con esta moto llegó el inicio de una nueva era para Bimota por varias razones. En primer lugar, el diseño de chasis fue bastante revolucionario e incluso alguna de estas especificaciones se mantienen en modelos de hoy en día. Como ejemplo, está la combinación de una zona delantera con tubos, con unas placas de aluminio para sostener el eje del basculante. Además, se construyeron algunas variantes para motores Honda, Kawasaki, Yamaha y Suzuki.

En segundo lugar, está la razón más importante por la que la HB2 representó el comienzo de una nueva era, y es que, fue la última Bimota en la que Massimo Tamburini dejó su sello, pues en 1983 dejó la marca para ir al Grupo Cagiva.

Bimota y sus años en el mercado

Nueva era con Federico Martini

Al momento de que Massimo Tamburini abandonase la fábrica, la misma ya gozaba de una buena popularidad en territorio Italiano desde inicios de la década de los 80. Así llega finalmente Federico Martini a hacerse cargo de Bimota, quien había sido miembro de Ducati, una marca referente.

Rápidamente llegaron las nuevas motocicletas. Empezaron a destacar con la nueva DB1 de 1985, que supuso la primera colaboración entre Bimota y Ducati. Esta moto tuvo una carrocería que opacó completamente la mecánica, y contaba con un chasis multitubular y el basculante estaba bastante anclado al motor. Además, llevó ruedas de 16 pulgadas, y su motor fue el mismo que equipó la Paso 750, obra justamente de Ducati. Tres años más tarde, llegó la YB4. Este modelo fue el primero de la marca italiana en tener el chasis de doble viga, y llevaba un motor Yamaha cuando la tendencia en las Bimota estaba siendo la utilización de los motores Ducati.

Bimota y sus años en el mercado

Infortunadamente hay que decir que Federico Martini no duró tanto como se hubiese pensado en Bimota, pues al iniciar la década de los 90 este abandonó la creciente fábrica italiana. Posteriormente llegaría Pierluigi Marconi a hacerse cargo de la marca e iniciaría otra era de la misma.

Bimota y sus años en el mercado

La década del 90

El primer modelo destacado desde que empezó Pierluigi Marconi fue la Bimota TESI 1/D, justo al empezar la década. Esta moto ya causó muy buena impresión desde los prototipos que se realizaron y llevaron motores Honda, y fue mucho mayor el impacto cuando se concretó la versión final que tuvo un motor de 8 válvulas obra de Ducati. El aspecto más destacable de esta motocicleta fue indiscutiblemente su estética, pues se diferenció bastante del resto de modelos especialmente con su chasis en forma de U, además de contar con un sistema de dirección bastante trabajado y evolucionado.

Bimota y sus años en el mercado

Luego llegó la DB2 de 1993, que en un principio causó problemas con respecto a la elección de su propulsor, pero finalmente mantuvo el chasis multitubular de su modelo antecesor aunque con el motor de aire de 900 centímetros cúbicos. De este modelo se realizaron más variantes a lo largo de la década. En el resto de la década llegarían los modelos SB6 (1994), DB3 Mantra (1995), la 500 V-DUE (1997), y la SB8R de 1998. De estos modelos, se destaca mayormente la 500 V-DUE, pues fue la primera vez en que Bimota utilizó un motor propio en alguna de sus motos.

Bimota y sus años en el mercado

Actualidad

En el año 2003, con un nuevo integrante de peso llamado Sergio Robbiano, se destacó la DB5. En los próximos años llegaron modelos como la BB3 y la DB7-DB11 VLX. A pesar de haber crecido considerablemente con el pasar de los años, actualmente Bimota se encuentra sin actividad comercial, debido al cese reciente de la marca. Se espera que la marca reaparezca, pues han sufrido debido a la falta de clientela.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS