Registro gratuito

ABT mejora al Audi Q5
ABT mejora al Audi Q5

COCHES

ABT mejora al Audi Q5

El preparador alemán le ha dado unos retoques al Q5 para mejorarlo y convertirlo en un SQ5.

CHRISTIAN TIXCE - 09 DICIEMBRE 2018 20:33

La versión básica del Audi Q5 ya puede recibir un extra de deportividad gracias a la preparación aplicada por la gente de ABT. Como sabemos ABT Sportsline es un sintonizador alemán que siempre piensa en darle un plus en las prestaciones a los modelos alemanes y así mejorar la respuesta y la sensación en la conducción de los mismos. Es por ello, que para este momento, el sintonizador ABT ha creado un nuevo kit de carrocería muy similar al que ya le aplicaron hace unos meses al SQ5, esto ha dado como resultado un coche más dinámico.

Extra de deportividad

La primera modificación del Audi Q5 corresponde a su estética exterior, allí los chicos de ABT han dispuesto de un nuevo kit que incluyen de serie nuevos paragolpes en donde el delantero presenta mayores entradas de aire, nuevos faldones y un sistema de cuatro salidas de escape de 84 mm de diámetro. De manera opcional, se pueden solicitar otras chucherías como un alerón trasero, unos pasos de rueda más generosos que hacen que la carrocería luzca más ancha y un nuevo juego de llantas de corte deportivo que, a gusto del cliente, podrán ser de aleación de 20 o 21 pulgadas y en tres diseños denominados: DR, ER-C y FR.

Mejoras mecánicas

La segunda modificación de ABT abarca el apartado mecánico del Audi Q5 estándar. De este modo, el sintonizador ha reprogramado las características de serie de los tres propulsores disponibles aplicándoles una centralita AEC (ABT Engine Control), que le permite una mejor respuesta y mejora la potencia de los mismos controlando hasta 25 parámetros distintos. En consecuencia con esto, el motor 2.0 TFSI que de serie ofrece 252 CV y 370 Nm, sube a los 300 CV junto con 400 Nm de par máximo. El segundo propulsor es el 2.0 TDI que dispensa 190 CV y 400 Nm y sube a los 215 CV y 440 Nm. Por último está el gasóleo 3.0 TDI que estándar entrega 286 CV y 620 Nm y con la actualización de ABT alcanza los 330 CV junto con 670 Nm de par máximo.

Pero los cambios no concluyen aquí, pues para mejorar la respuesta del coche en el asfalto, el preparador ABT ha incorporado una nueva suspensión tipo coilover que acerca más el coche al suelo entre los 35 y 60 mm. Sin duda, un extra de deportividad para el Audi Q5.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS