Registro gratuito

Chevrolet Camaro COPO 2016, la bestia del Drag Race
Chevrolet Camaro COPO 2016, la bestia del Drag Race

SEMA SHOW 2015

Chevrolet Camaro COPO 2016, la bestia del Drag Race

La versión mas extrema del mítico deportivo americano está de vuelta.

ALEJANDRO NEGRETE - 03 NOVIEMBRE 2015 11:23

Chevrolet Camaro COPO 2016, la bestia del Drag Race

COPO, "Central Office Production Order", es el apelativo que recibe desde hace casi 50 años la variante más extrema del mítico Chevrolet Camaro y en este SEMA no podía faltar su nueva versión.

El Chevy Camaro COPO viene a ser el Camaro más "bestia" sobre la faz de la tierra. Diseñado en colaboración con Courtney Force, una joven piloto de Drag Race que compite en la NHRA, "National Hot Rod Association".

Este Camaro, basado en la sexta generación del deportivo americano, destaca por su llamativo exterior en color rojo y negro, sus anchos pasos de rueda y, sobre todas estas cosas, el enorme capó que esconde la bestia.

Chevrolet Camaro COPO 2016, la bestia del Drag Race

Bajo ese voluptuoso capó se esconde un enorme motor de 5.7 litros V8 con un supercargador de 2.9 litros capaz de desarrollar una potencia total de 530 CV desarrollado específicamente para Drag Race.

En su interior, el COPO Camaro posee una jaula de seguridad que aporta mayor rigidez a la estructura de la sexta generación del Camaro, la cual ya aporta notables mejoras con respecto a su predecesor.

Los asientos de carreras poseen cinturones de seguridad de cinco puntos de anclaje, el panel de mandos muestra los medidores de carrera y los interruptores de competición. Este modelo se subastará en la famosa Barrett-Jackson.

Chevrolet Camaro COPO 2016, la bestia del Drag Race

Un modelo con historia

Corría el año 1967 cuando Don Yenko, piloto y preparador de coches de carreras, encargó a Chevrolet varios de sus Camaro SS con el fin de modificarlos a su gusto. Yenko montó en los Camaro el motor del más potente Corvette y modificó suspensiones y carrocería con fibra de carbono.

El resultado fue un Camaro tan rápido que desbancaría a los propiamente fabricados por la marca americana, además, no se les permitió competir para Chevrolet en las carreras debido a que eran fabricados por Yenko.

Ante esto, Chevrolet se puso manos a la obra para dar respuesta al piloto y demostrar que también sabían hacer un gran trabajo. Así nació el COPO Camaro, una leyenda que aún perdura.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS