Registro gratuito

Cuidado conductor, atropellar a un animal es tu culpa
Cuidado conductor, atropellar a un animal es tu culpa

POLÉMICA

Cuidado conductor, atropellar a un animal es tu culpa

La nueva Ley de Tráfico ha dejado varios puntos polémicos y entre ellos destaca los atropellos cinegéticos.

Cuidado conductor, atropellar a un animal es tu culpa

Por desgracia, a lo largo del año en España se producen miles de accidentes por culpa de atropellos cinegéticos, o lo que es lo mismo, atropellos de animales de caza. Si ya de por si el susto, los daños en el vehículo y los daños físicos en ocasiones son grandes, ahora hay que sumar un nuevo punto a las preocupaciones de los conductores, ya que a tenor de la nueva Ley de Transporte y Seguridad Vial de la que ya os hemos hablado, la responsabilidad de este hecho puede recaer con mayor incidencia sobre los usuarios de las carreteras, ya que la ley ha dejado de ser ambigua pero no por ello más beneficiosa.

A pesar de que se ha trabajado en este aspecto para intentar solucionar la problemática de estos casos, lo cierto y es que a tenor de los primeros datos lo único que se ha conseguido es enzarzar más la casuística. Hablando en plata, los casos en los que culpabilidad recae sobre el conductor son mayores, por lo que desde aquí os recomendamos tener cuidado en zonas donde animales salvajes puedan invadir la calzada.

Resumen de los casos

Es complicado de analizar, pero con carácter general, el conductor será el responsable del atropello del animal salvaje siempre y cuando no se consiga demostrar que en ese momento en la zona del accidente se estaba realizando actividades de caza o en el caso en el que la señalización y el vallado no fueran correctos, eficientes o cumplieran con todas las necesidades pertinentes. De esta forma, será el propio conductor o la aseguradora del vehículo la que se tendrá que encargar de demostrar que el incidente es por acción directa de la caza, fallo en el vallado o señalización, por lo que en la mayoría de los casos la culpa será para los conductores.

Por otro lado y en el supuesto que una de todas estas condiciones no se cumplan la responsabilidad pasaría a ser o bien del dueño del coto de caza que no ha mantenido en perfectas condiciones el vallado o en su defecto si la señalización no es correcta del organismo competente. Pero todo esto queda anulado en el caso de que el conductor no cumpla la normativa vigente, ya que en casos de velocidad por encima de lo permitido o de conducir bajo los efectos del alcohol o las drogas todas la responsabilidad será del conductor.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS