Registro gratuito

El Rover Lunar de Toyota
El Rover Lunar de Toyota

TECNOLOGÍA

El Rover Lunar de Toyota

La firma japonesa tiene planes muy concretos de llegar a la luna construyendo un vehículo lunar de exploración para dos astronautas.

CHRISTIAN TIXCE - 12 MARZO 2019 17:02

El gigante automotriz Toyota ha firmado un acuerdo con la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA) con el objetivo de colaborar juntos en la exploración espacial internacional. El resultado de este acuerdo ha sido la presentación por parte de la firma nipona de un prototipo de vehículo lunar del tamaño de un microbús, el cual será lo suficientemente cómodo como para transportar a dos astronautas en sus misiones por el satélite natural y que contará con un rango de crucero de unas 6,213 millas, el equivalente a 10.000 km. El mismo lleva por nombre Rover y, según Koichi Wakata, Vicepresidente de JAXA, "Los Rovers tripulados y presurizados serán un elemento importante en el apoyo de la exploración lunar humana, que prevemos que se llevará a cabo en la década de 2030" y acotó: "Pretendemos lanzar un Rover al espacio en 2029".

El Rover Lunar de Toyota

Esta alianza surge en el momento propicio en el que se encuentra activa la exploración espacial justo cuando China ya ha conquistado el lado opuesto de la luna recientemente, mientras que por otro lado, SpaceX a la vanguardia de Elon Musk ha logrado atracar una nave en la Estación Espacial Internacional. No obstante, tanto para Toyota como para JAXA, el objetivo de este proyecto es permitir la libertad plena a los astronautas dentro del vehículo hasta el punto de poder retirarse el traje espacial dentro del mismo gracias a la presurización con la que contará el Rover en su interior.

Adaptado a condiciones extremas

El Rover Lunar, según los datos suministrados abarca los 6 metros de largo, 3,8 metros de alto y un espacio interior habitable de 13 metros cúbicos, por lo que dos astronautas podrán habitar cómodamente en él, aunque en caso de alguna emergencia, el mismo podrá albergar hasta cuatro personas. Su movilización se hará por seis ruedas en las que seguramente todas contarán con impulso propio. Este se valdrá de celdas de combustible y usará la energía solar captada por los paneles, además, tendrá que soportar las duras condiciones lunares cuya superficie se compone por cráteres, acantilados y colinas, esto sin mencionar la radiación y temperaturas extremas al que se le añade también un entorno vacío ultra alto. De este modo Toyota emprenderá su carrera espacial enviando los Rovers antes de que llegue la expedición humana, los cuales al llegar se movilizarán de manera independiente, pues será autónomos, para encontrarse con los astronautas.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS