Registro gratuito

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo
Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

COCHES

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

El sistema de inyección, su función vital en nuestros motores y cuándo aplicar el mantenimiento preventivo.

MARIO TIXCE - 05 JULIO 2017 14:12

Como hemos considerado anteriormente, todas las partes que componen el motor son de vital importancia. Sabemos que son muchas las piezas y sensores que hacen posible el funcionamiento corrector de un propulsor, por ello, cada una tiene su valor, por más pequeña que se vea y sin importar su ubicación. Es como cuando vamos a un concierto de música clásica; toda la orquesta sinfónica actúa en total concordancia, y todos los instrumentos trabajan afinados, sin perder el paso, para lograr la melodía más esperada. De la misma manera actúan todos los componentes de los motores, son una orquesta que realmente toca su propia melodía.

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

Por muchos años, una pieza fundamental en el normal desenvolvimiento del motor era el carburador. Este elemento se utilizó por mucho tiempo en los antiguos motores, hasta que fueron sustituidos por los sistemas full inyeccion. El trabajo del carburador consistía en preparar la mezcla de aire-combustible, en los motores propulsados por gasolina. Y dicho de una manera más sencilla, el carburador hacía que el motor funcionara de manera económica, y obtuviera la mayor potencia de salida. Este elemento fue diseñado y construido a finales del siglo 19, y aunque usted no lo crea, todavía existen muchos países en donde circulan coches que dependen de aquella tecnología. El carburador fue un gran invento que mejoró significativamente la vida de los motores; dependiendo del motor, los encontrábamos en diferentes tamaños, algunos eran realmente pequeños, y otros, mucho más grandes. Por dentro eran un pequeño mundo de pequeñas piezas, entre la aguja, el ahogador, las mariposas, las bocas etc.

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

Pero como todo, el carburador formaba parte de una tecnología que poco a poco fue quedando en el pasado, hasta que fue sustituido totalmente de los motores modernos. Pasaron los años, y con ellos se dio a conocer un sistema totalmente nuevo, que prometía ser más eficaz y a la larga mucho más económico en cuanto a su mantenimiento. El sistema full inyección. Este adelanto contó con nuevas piezas que se diseñaron para mejorar la potencia de salida. Entre sus tantos elementos podemos mencionar los más importantes. Los inyectores. Algunas personas les dicen las mangueritas de la gasolina, y otros les llaman las pequeñas regaderas que disparan gasolina para lograr la máxima potencia. Lo cierto del caso es que los inyectores fueron diseñados para cumplir una función muy importante, introducir, por así decirlo, carburante a alta presión en la cámara de combustión, cuando el motor se encuentra en el ciclo de compresión.

Sistema de inyección

El sistema de inyección consta o depende de una bomba de desplazamiento que es capaz de inyectar distintas cantidades de combustible, a diferentes presiones, y esto se logra gracias a los émbolos de esta bomba los cuales van unidos a cada inyector. El cuerpo de inyectores impulsa o suministra combustible al conducto de admisión o a la cámara de pre combustión, y lo hacen de forma pulverizada, o tipo spray, de esta manera el combustible se distribuye de forma más homogénea dependiendo del régimen de funcionamiento de nuestro motor.

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

Tipos de inyectores

Existen dos tipos de inyectores dependiendo del tipo de motores. En principio, nos encontramos con los inyectores mecánicos, que en este caso son aquellos que se usaban en los motores diésel hasta que llegaron o fueron sustituidos por los sistemas de inyección de conducto único o common-rail. Un sistema de alimentación hace posible su funcionamiento, y este se encarga de suministrar la cantidad de combustible y el momento en que se debe pulverizar. Pero también nos encontramos con los inyectores del tipo electrónico, que son los que se usan en los motores actuales impulsados por gasolina. Estos inyectores trabajan con sensores que le envían información a la unidad de control y es esta la que aprueba cuanto combustible se debe suministrar y en qué momento. En la actualidad este sistema también es utilizado en los motores diésel modernos.

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

Limpieza y mantenimiento de los inyectores

Como ya sabemos, todos los componentes y piezas de nuestro motor no son eternos. Sin embargo, con el mantenimiento preventivo adecuado podemos lograr alargar su vida útil y desde luego, evitarnos problemas que generen ciertas fallas en nuestros motores. Lo mismo sucede con nuestros inyectores. Estas pequeñas piezas están expuestas a todas las impurezas que poco a poco se van acumulando en nuestro tanque de combustible. Estas impurezas o sucio es succionado por la bomba de combustible y va a parar directamente a los inyectores. Es por ello que debemos invertir en un buen filtro de combustible, de buena calidad, y sustituirlo cuando sea necesario, así nos evitamos un deterioro prematuro de nuestros inyectores. Cuando sentimos tirones en la aceleración o desaceleración es un síntoma de que nuestros inyectores necesitan una limpieza. Recuerde, un inyector obstruido ocasiona que un cilindro deje de funcionar y esto conlleva a que haya menos potencia en nuestro motor.

Tipos de limpieza

Entre los tipos de limpieza de inyectores que existen podemos mencionar la limpieza con aditivos, que consiste en agregar ciertos aditivos líquidos a los inyectores que los destapan. Este método es el más económico del mercado. Sin embargo, los fabricantes de los inyectores no lo recomiendan, ya que el poder de las sustancias que actúan sobre los inyectores acaba por deteriorarlos rápidamente. También encontramos la limpieza por barrido que consiste en acoplar un estanque con el líquido de limpieza al coche. Una vez que realizamos el acoplamiento, encendemos el motor para que esta solución circule a través del riel de combustible hasta que se agota la botella del líquido de limpieza. Este líquido es muy potente, y se debe diluir por completo para lograr una limpieza efectiva.

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

Por último encontramos la limpieza por ultrasonido. Este método consiste en extraer los inyectores y colocarlos en un banco de pruebas donde no solamente se lavan, sino que se miden características como la resistencia, estanqueidad, patrón de pulverización y caudal. Desde luego, este método es el más eficaz, ya que corrige cualquier desperfecto en los inyectores de forma individual. La limpieza por ultrasonido es la más recomendada.

Los Inyectores, función y mantenimiento preventivo

Los inyectores están hechos para durar por muchos años, pero todo dependerá del buen mantenimiento que apliquemos sobre ello. El uso de filtros de combustible de buena calidad, sumado a su mantenimiento preventivo hará que el cuerpo de inyección dure por mucho tiempo, cumpliendo con el normal funcionamiento de nuestro motor y evitándonos molestas fallas que impliquen problemas mayores.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS