Registro gratuito

El primer automóvil de la historia (parte 1)
El primer automóvil de la historia (parte 1)

LECCIONES DE HISTORIA

El primer automóvil de la historia (parte 1)

Viajamos hasta los inicios de la verdadera historia del automóvil.

RICARDO S. ROMáN - 27 SEPTIEMBRE 2015 21:49

El primer automóvil de la historia (parte 1)

Cuando se habla de la historia del automóvil y de sus inicios, el intelecto colectivo casi siempre piensa en Mercedes-Benz. Un pensamiento erróneo que ha calado en la cultura popular, pero que no por ello deja de ser falso. Es errado, además, en muchos aspectos.

El primero es que, en 1886 cuando se construyó el Benz Patent-Motorwagen (ese triciclo de madera que todos tenemos en mente), la compañía aún no se llamaba Mercedes-Benz. Es más, ni siquiera había nacido Mercédès Jellenik, a quien debemos el nombre completo actual del fabricante alemán.

Por aquel entonces sólo había un brillante ingeniero que fundó una empresa de materiales de construcción primero y varias de máquinas industriales después y que, cegado por su alma de inventor, se obsesionó con construir un 'carruaje sin caballos'. Un medio de transporte, el del carruaje con caballos, que él aborrecía en favor de su otra pasión: las bicicletas.

El primer automóvil de la historia (parte 1)

El hombre que sustituía a los caballos

Para conseguir su sueño necesitaba un motor que sustituyera la potencia animal, y, después de varios intentos, en nochevieja de 1878 conseguía hacer funcional su diseño de un motor de gasolina de dos tiempos y crear así el primer motor de combustión interna de dos tiempos propulsado por gasolina de la historia, patentado después en 1879.

Como habrás imaginado, la mente detrás de esto fue Karl Friedrich Michael Vaillant o, como seguramente lo conocerás, Karl Benz. Le costó algunos años más, pero después de algunas pruebas por las calles de Mannheim, Benz tenía su vehículo listo a finales de 1885. La patente no llegaría hasta algunas semanas después, ya en 1886. Tardaría otros dos años en ponerse a la venta, pero así en 1888 el Benz Patent-Motorwagen se convertía en el primer automóvil distribuido comercialmente de la historia.

Es probable que se os haya escapado el detalle, pero mencionaba arriba que Karl Benz había creado el primer motor de combustión interna propulsado por gasolina de la historia. Así, el Benz Patent-Motorwagen fue el primer automóvil con motor de combustión interna propulsado por gasolina de la historia, y, por tanto, el primer coche tal y cómo lo concebimos hoy día. Pero no era, ni mucho menos, el primer automóvil como tal que la humilde especie de los homo sapiens sapiens había creado.

El primer automóvil de la historia (parte 1)

Antes que él hubo dos figuras muy importantes en la historia del automóvil, sobre las que te hablaremos en las siguiente partes del reportaje. Permanece atento a la web si quieres continuar con nosotros este viaje a los albores de la automoción.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS


Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/virtual/motoryracing.com/classes/idTwitter.php on line 33