Registro gratuito

Rolls-Royce Mansory's Cullinan
Rolls-Royce Mansory's Cullinan

SALÓN DEL AUTOMÓVIL DE GINEBRA 2019

Rolls-Royce Mansory's Cullinan

La afamada marca de coches de lujo presentó un modelo especial que se destaca por los materiales de alta calidad con los que fue construido.

MARIO TIXCE - 12 MARZO 2019 23:51

El Salón del Automóvil de Ginebra sigue dando de qué hablar gracias a la gran cantidad de vehículos que los fabricantes más famosos del mundo han presentado, y en ese sentido es importante resaltar el papel fundamental que han jugado los preparadores más destacados del sector automotriz, quienes con su trabajo han dejado claro que cuentan con todo el nivel tecnológico para explotar todo el potencial de cualquier vehículo recién salido de la fábrica. Billionaire es uno de estos tantos ejemplos, ya que se trata de una marca de lujo alemana que jugó un papel fundamental en la preparación de uno de los coches más lujosos del mundo como lo es el Rolls Royce Cullinan.

Un coche muy fino

Se trata de un vehículo perteneciente al segmento SUV, pero que se diferencia por contar con ciertos detalles que le colocan por encima del resto. El Rolls Royce Cullinan está dirigido a un público específico que se caracteriza por contar con un alto poder adquisitivo, ya que se trata de un coche muy fino, diseñado para satisfacer los gustos más exigentes. A nivel estético, por ejemplo, nos encontramos con un coche que cuenta con rasgos muy elegantes, pero que a la vez transmite mucha agresividad.

La estética del coche

La carrocería se caracteriza por contar con dos tonos, a saber, el color plata combinado muy bien con una tonalidad de color marrón, ambos en color mate. El capo sobresale en el frontal, y se muestra muy plano, terminando con una parrilla de gran tamaño que se conforma por unas barras de color plata en forma vertical. Esta parrilla muestra el emblema del fabricante en el centro. A los lados de la parrilla se presentan unas ópticas que se conforman por unas luces o potentes faros con la avanzada tecnología led, en las cuales se disimula muy bien las luces intermitentes o de cruce. En el paragolpes se muestran las luces diurnas, también con tecnología led. Las entradas de aire se destacan por tener un mayor tamaño y están dispuestas a los lados del paragolpes, presentando una de menor tamaño en el centro, debajo de la placa que presenta, por así decirlo, la inscripción de otro preparador que también aportó tecnología sobre este vehículo como lo es Mansory.

A los costados del coche se muestran unas llantas o rines de aleación de 24 pulgadas con unos abultados pasos de rueda. El guardafango delantero presenta unas piezas que a simple vista parecieran unas salidas de aire o vapor, y justo debajo de ellas el eslogan o sello del fabricante. Las cerraduras de las puertas son en color marrón mate, al igual que las carcasas de los espejos en donde también se perciben unas luces intermitentes o de cruce. Una especie de banda de color marrón, conjuntamente con los estribos le otorgan ese toque "deportivo y agresivo" al coche.

En la parte trasera se perciben unas luces de freno o stop en led protegidas en una especie de cristal. La parte alta del vidrio trasero presenta un spoiler fabricado en fibra de carbono patentado por Mansory, que a su vez esconde o disimula un tercer stop en led. En el centro del portón trasero sobresale un segundo spoiler en fibra de carbono. En la parte baja del paragolpes se muestran cuatro salidas de escape en color plata, y en el centro un nuevo difusor totalmente modificado.

Detalles del interior del coche

Dentro del coche hay todo un despliegue de lujo, con una tapicería en color blanco y negro que cuenta, como detalle adicional, con piel de cocodrilo tanto detrás de los asientos como en los reposa brazos de las puertas. El color blanco se extiende hasta el tablero, donde se aprecia una pantalla oculta en el centro del salpicadero, la radio, las salidas del aire acondicionado en cromo y en forma circular, un volante multifuncional en combinado en color negro y blanco, las pantallas de los marcadores detrás del timón, las alfombrillas en color negro, entre otros detalles.

La mecánica del auto

A nivel mecánico el Rolls Royce Cullinan cuenta con un motor V12 de doble turbo acompañado de un motor eléctrico de 29 kW que en conjunto desarrollan más de 600 caballos de poder, alcanzando una velocidad máxima de 280 kilómetros por hora y acelerando de cero a 100 kilómetros en tan solo 5 segundos. Este modelo está valorado en más de 785.000 euros.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS