Registro gratuito

Skoda quiere seguir creciendo en China
Skoda quiere seguir creciendo en China

Skoda quiere seguir creciendo en China

Entró en el mercado chino en 2007 cuando se inició la producción del Octavia.

Skoda nunca vendió tantos vehículos en todo el mundo como hizo en 2010. Las 762.600 unidades comercializadas supusieron un 11,5% más respecto a 2009. Winfried Vahland, presidente de Skoda, expresó su gran satisfacción, recalcando que "Skoda tuvo un rendimiento excepcional en 2010, con un índice de crecimiento en ventas de dos dígitos. Pocos podrían haber predicho un progreso tan positivo en China, un mercado en el que entramos hace solo cuatro años".

Esta tendencia positiva continuó en los primeros tres meses de 2011. Las ventas mundiales de la marca Skoda entre enero y marzo crecieron un 21,4% respecto el mismo período del año anterior. En China, la marca reforzó su posición con un crecimiento del 27,4% en el primer trimestre, con 54.400 vehículos comercializados.

1,5 millones de vehículos vendidos en 2018

El Presidente de la compañía cree que los buenos resultados de 2010 son claves para el objetivo de crecimiento en los próximos años: "La nueva estrategia de crecimiento de Skoda verá a las ventas doblarse. Planeamos vender un mínimo de 1,5 millones de vehículos en 2018". En el futuro, la compañía desearía que más de la mitad de sus entregas fueran fuera de Europa. La gama de modelos se expandirá significativamente en los próximos años, siguiendo la actual política de ventas de la compañía.

Skoda quiere seguir creciendo en China

"En los mayores mercados de todo el mundo, queremos ser la referencia en vehículos que combinan espacio, excelente relación calidad-precio y soluciones inteligentes", enfatizó Vahland. El presidente de Skoda pronostica que, al final de la década, el mercado global de turismos se habrá expandido hasta las 85 millones de unidades por año, con China acaparando más de 20 millones.

El presidente del Consejo de Dirección de Skoda espera que la competencia en China se endurecerá: "La competencia va a crecer, pero con nuestro trabajo nos hemos ganado una excelente posición de salida. En China, Skoda puede presumir de modelos atractivos adaptados al mercado local, una densa red de ventas y un amplio soporte del Grupo Volkswagen. Y lo que es más, podemos beneficiarnos de una alta proporción de producción local y la estrecha colaboración con socios de negocio y organizaciones locales".

Skoda señala a los exitosos avances durante los pasados cuatro años como prueba de su excelente desarrollo en China. La marca entró en este mercado local en 2007, cuando se inició la producción del Octavia. Poco después, le siguió el inicio de producción de los modelos Fabia y Superb. A finales de 2010, se firmó un acuerdo para la producción con licencia del Yeti como cuarto modelo de Skoda fabricado en China. "Esta historia de éxitos demuestra el potencial de nuestra compañía en el mercado de mayor crecimiento en todo el mundo. Queremos fundamentar esto durante los próximos años invirtiendo en el mercado y los productos", explica Winfried Vahland.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS