Registro gratuito

Conocemos desde dentro Desguaces 'El Choque'
Conocemos desde dentro Desguaces 'El Choque'

FUNCIONAMIENTO

Conocemos desde dentro Desguaces 'El Choque'

Visitamos las instalaciones de uno de los desguaces más populares del país, donde nos abren las puertas y nos enseñan sus métodos de trabajo.

EMILIO GARCíA - 20 MARZO 2015 11:07

Conocemos desde dentro Desguaces 'El Choque'

Los desguaces han sido uno de los negocios que más han evolucionado a lo largo de los años, atrás quedaron esos terrenos manchados (y contaminados) de aceite y demás residuos químicos, con coches apilados unos encima de otros que lo hacían prácticamente intransitable, así como poco a poco va quedando atrás la mala fama que abunda en todo el sector por culpa de las malas prácticas de algunos desguaces.

A día de hoy, un desguace es mucho más que el lugar donde acaba nuestro vehículo cuando ya no es útil, y además de surtirnos de piezas de segunda mano a un precio acorde, también nos ofrece la posibilidad de adquirir piezas de marca blanca a un precio realmente ajustado, así como realizar el mantenimiento básico de nuestro vehículo con materiales de las mejores marcas.

Desguaces El Choque es un referente en ello, situados en la calle Oro, 6 del Polígono Aymar, en San Martin de la Vega, nos abren sus puertas para que descubramos que ocurre desde el momento en el que decidimos entregar nuestro coche al desguace, hasta que tenemos la oportunidad de adquirir sus piezas, así como qué ocurre cuando el vehículo ya no dispone de piezas que puedan ser útiles para el consumidor.

Conocemos desde dentro Desguaces 'El Choque'

El proceso, desde el principio

Todo empieza cuando llamamos al desguace indicando que tenemos un vehículo que queremos retirar, a partir de aquí, un tasador se pondrá en contacto con nosotros, valorándolo y ofreciéndonos una cantidad justa por él, en función del estado, edad o kilómetros. A partir de entonces, se inician dos procesos diferentes que van paralelos uno al otro: administrativo y de descontaminación.

Como bien nos explicó Álvaro Pinto, director de comunicación de Desguaces El Choque, desde marzo de 2004 los desguaces, o Centro Autorizado Tratamiento de Vehículos (CATV) como se denominan a partir de esta fecha, son los únicos autorizados para emitir la baja definitiva del vehículo, facilitando y agilizando este trámite a partir de 2010, debido a que este proceso se realiza de forma telemática, siendo mucho más cómodo este proceso tanto para el desguace como el usuario, ya que dispone desde el mismo momento de la retirada del vehículo del certificado que acredita a efectos legales la entrega del vehículo en el desguace.

A partir de entonces, el desguace dispone de 30 días en los que debe realizar el proceso de descontaminación del vehículo, el cual consiste en la retirada de todos los residuos o elementos nocivos para el medio ambiente, como es el aceite, líquido de frenos, anticongelante, baterías,... Estos elementos se añaden por separado en unos depósitos específicos, donde podrán estar como máximo seis meses, plazo en el que una empresa gestora debe hacerse cargo del tratamiento de estos residuos.

Conocemos desde dentro Desguaces 'El Choque'

Una vez realizado el proceso de descontaminación del vehículo, los operarios retiran aquellas piezas que aún tienen valor en el mercado, como faros, puertas, capó, motores, cajas de cambio,... pero este proceso es diferente para cada coche, ya que aquí se tienen muy en cuenta las diferentes estadísticas que calcula un complejo sistema informático, que en función del stock actual, o de las veces que se ha solicitado dicha pieza, se decide su desmontaje del vehículo para su posterior venta.

Cuando la pieza es retirada, se limpia, se etiqueta y se añade en el stock, pasando directamente a su venta, la cual se puede realizar a través de diferentes canales, llegando al mayor número de clientes posibles. En Desguaces El Choque, además de poder comprar acercándonos a su desguace o a través de su teléfono, podemos realizar nuestro pedido mediante su página web e incluso Amazon.

Una vez terminado el despiece del vehículo, este se traslada a la "campa", donde estará a la entera disposición del cliente para que pueda desmontar aquellas piezas que necesite y por cuestiones de espacio no suelan desmontarse, como molduras, embellecedores, instalaciones eléctricas,... tratando de aprovechar al máximo todas las piezas posibles.

Conocemos desde dentro Desguaces 'El Choque'

Llegados a este punto, y cuando se considera que los restos del vehículo no son aprovechables, pasamos al último punto de la cadena, enviándolo a la fragmentadora, que convierte el vehículo en pequeños fragmentos, para la posterior separación de los plásticos, caucho, gomas,... del metal, el cual se manda a las fundiciones para comenzar un proceso de reutilización. En ocasiones, y para el traslado del vehículo a la fragmentadora, se realiza el prensado del vehículo, que consiste en reducir su tamaño, optimizando su transporte, ya que podrá llevar a la vez un mayor número de vehículos.

Y aquí finaliza todo, la vida de un vehículo acaba tras convertirse en pequeños fragmentos, fragmentos que, días atrás nos llevaban a nuestro destino, nos hacían disfrutar, nos ayudaban a descubrir mundo o simplemente, llegamos a soñar en su día con poder conducirlo, que nos llamasen del concesionario para recogerlo o que buscásemos mil formas de ahorrar para poder tenerlo.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS


Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/virtual/motoryracing.com/classes/idTwitter.php on line 33