Registro gratuito

Calvin Vlaanderen: "Tenía la esperanza de que tendríamos buenas carreras"
Calvin Vlaanderen: "Tenía la esperanza de que tendríamos buenas carreras"

MXGP

Calvin Vlaanderen: "Tenía la esperanza de que tendríamos buenas carreras"

En una entrevista exclusiva para MXVice.com, Calvin Vlaanderen repasa los momentos más difíciles tras su ingreso en MXGP.

ALBA MEIS - 13 ABRIL 2020 20:05

El piloto del Campeonato del Mundo de Motocross, Calvin Vlaanderen, analiza su inicio en MXGP en una sincera y cercana entrevista con el equipo de MXVice.com. A diferencia de otros pilotos, Calvin Vlaanderen no llegó al campeonato en plena forma física.

El piloto de MXGP gozó únicamente de dos meses para recuperarse de la lesión experimentada en diciembre. "Realmente no fue una lesión que esperábamos. Estaba entrenando en Grevenbroich tratando de acostumbrarme a la moto. En realidad estábamos probando algo de suspensión. Fue la última vuelta de la moto y la última vuelta del día. Doblé una curva y me caí, porque estaba muy embarrado y resbaladizo. Extendí la pierna para evitar que la moto se cayera y simplemente se torció la rodilla. Fue doloroso de inmediato, pero podía soportarlo. Conduje a casa pensando si debía ir al médico o no, y me dijeron que no me preocupara, que tomara dos semanas de descanso y que volvería a la normalidad. Volé de regreso a Sudáfrica y estaba empeorando cada vez más. Apenas podía caminar, así que me hice otra exploración tan pronto como regresé" recuerda Calvin.

"Estaba un poco frustrado. Quería entrar en MXGP 100% preparado"

Rápidas noticias llegaron para el piloto. "El menisco estaba roto y tuvimos que operar. El médico dijo que serían como tres o cuatro semanas de recuperación, pero volví a la moto después de unas cuatro semanas. Todavía tenía mucho dolor e hinchazón. Estaba en España en ese momento, así que estaba tratando de montar todo lo que podía. Sin embargo, no estaba cerca del entrenamiento adecuado. La primera semana que tuve el entrenamiento adecuado fue la semana anterior a LaCapelle [Marival], es por eso por lo que no corrí en Hawkstone. Después de Hawkstone fui a Francia, y pensé "que bien, podría competir". Además, lo necesitaba antes de Matterley de todos modos. Lo hice y estuvo bien, pero estaba muy por detrás de donde necesitaba estar con velocidad y estado físico", valoró Calvin.

Esta situación condicionó el piloto hasta el punto de no estrenar el casillero. "Estaba un poco frustrado. Quería entrar en MXGP 100% preparado. Llegamos bastante tarde con algunas cosas y también con mi rodilla. Es lamentable que no podamos pilotar ahora, porque todo está cerrado con el coronavirus. Tenía la esperanza de que tendríamos unas buenas semanas y pruebas antes de la siguiente ronda. Solo tendremos que esperar hasta que podamos volver a la moto", agregó.

Para entonces, el piloto trabaja arduamente para recuperar su forma física. "Creo que vendrá con el tiempo. Creo que tan pronto como me sienta cómodo con la moto y mi velocidad vuelva a donde debe estar, entonces creo que vendrá. La rodilla es el cien por cien. Fue agradable volver a competir, para ser sincero, porque estaba mejorando cada semana. Fue justo antes de Inglaterra que hicimos nuestra primera prueba de motor", amplió.

"Llegamos bastante tarde con algunas cosas y también con mi rodilla"

Sin embargo, y pesar de no comenzar el campeonato con buen pie y no adquirir ningún punto en las primeras rondas de la temporada, el piloto asegura que, en estas circunstancias, dispone de tiempo suficiente para preparar sus cartas de cara a la próxima cita. "Creo que lo más importante es sentirse cómodo con la moto. Sé que mentalmente soy bastante fuerte, pero sentirse cómodo es algo muy importante en esta categoría. Todos están al límite o perfeccionando la configuración y cosas así. En MX2 era un poco diferente, pero ahora tienes que ser realmente específico con lo que quieres. Necesito trabajar más en la moto y con el equipo porque, para ser honesto, no me siento cómodo en absoluto", advirtió.

"No creo que muchas personas se den cuenta de lo difícil que es cambiar de una marca a otra. Cuando cambié de KTM a Honda, fue un gran cambio y me llevó al menos tres meses acostumbrarme a la moto. Una vez más, desde Honda hasta Yamaha, es una moto completamente nueva y además el cambio 450. Echo de menos mi Honda en ese sentido, pero te acostumbras a la moto después de tantos años", confesó.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS