Registro gratuito

Imre Toth: "Dos mecánicos españoles sacaron la R6 del box por petición de Barberá"
Imre Toth: "Dos mecánicos españoles sacaron la R6 del box por petición de Barberá"

WorldSSP

Imre Toth: "Dos mecánicos españoles sacaron la R6 del box por petición de Barberá"

El expiloto húngaro, hasta hace unas semanas jefe de Barberá, acusa al español en un detallado comunicado de ser el autor intelectual del robo de la Yamaha R6 del equipo.

ANTóN QUINTIá - 24 ABRIL 2019 21:02

Hace ya dos semanas, el piloto español Héctor Barberá debutó en el WSBK, sustituyendo al argentino Leandro Mercado en la ronda neerlandesa. Este acontecimiento se debió a todo el culebrón que se montó durante el domingo de Aragón, cuando Barberá decidió no competir en la carrera de SSP600 por contar con escaso material de repuesto y tener que pilotar una moto pasada de kilometraje.

En sus redes sociales, el de Dos Aguas argumentó que su decisión de no correr radicaba en su seguridad y en la de sus compañeros de campeonato. Asimismo, Barberá añadió que la moto no rendía al nivel que se le había prometido y que los mecánicos todavía no habían cobrado lo estipulado en sus contratos. Uno de los miembros del equipo, Oriol Vidal (telemétrico), apoyó la denuncia de su piloto, añadiendo que los mecánicos habían tenido que pagar de su bolsillo algunas piezas y que no contaban ni tan siquiera con las licencias necesarias para poder ver los datos de la telemetría. Sin embargo, su jefe de equipo Imre Toth, desmintió que la escuadra estuviese atravesando problemas financieros, denunciando ante la Guardia Civil el robo de la R6 del equipo durante la noche del sábado y acusando a Héctor de perpetrar dicho hurto.

Imre Toth: "Dos mecánicos españoles sacaron la R6 del box por petición de Barberá"

Tras varias semanas de acusaciones cruzadas, Toth ha vuelto a la carga. En un comunicado publicado por el expiloto húngaro, se asevera que Barberá está detrás de la supuesta sustracción de la Yamaha R6. "¿Cómo puede una moto desaparecer en un circuito moderno entre las 8:45 pm y las 10:00 pm? Es una broma que solo dos cámaras estén instaladas en el paddock", denunció el húngaro; si bien es verdad, hay que aclarar que el personal de Motorland estuvo en huelga durante la cita española. "De hecho, por petición de Barberá, nuestra moto fue sacada del box por dos mecánicos españoles [refiriéndose a Oriol Vidal y Francisco Alfonso Morales, los cuales habrían sido elegidos a petición de Héctor]. ¿Por qué lo sé? Porque yo, mi padre y los otros dos mecánicos de nuestro equipo estábamos comiendo y habíamos entregado las llaves del box a los españoles".

"Después de que la policía terminase su investigación en nuestro box el domingo por la tarde, Barberá me llamó a las 4.00 horas de la tarde y me dijo que la moto estaba en un lugar seguro y que quería negociar. Debería ir solo y sin teléfono móvil. ¡Por favor! Después de su segunda frase, le dije que dejaría eso en manos de la policía. En los medios de comunicación españoles, Barberá dijo que el equipo tenía problemas financieros, o que estaba rota, fuera de kilometraje, ¡eso es una mentira! Siempre tenemos suficientes piezas de repuesto para mantener la moto lista para funcionar, no importa cuánto se haya destruido en un accidente. No se perdió ninguna sesión porque la Yamaha no estuviese lista".

"El contrato de Barberá con el equipo Toth era de cero euros, así que no le debo un céntimo. ¿Los mecánicos? Yo me aseguré tener dos técnicos con los que he estado muchos años trabajando. Los otros dos ingenieros los trajo Barberá porque sólo quería ingenieros españoles. Por mi parte, mi única obligación era comprar los billetes de avión, hoteles y comidas para ellos también. No tengo ningún contrato con ellos. Ni ninguna deuda. Yo compré toda la moto a Yamaha Austria Racing (YART). Muchas piezas las pagué yo. ¿Deudas con Yamaha? No me dieron ni una gorra o una lata de aceite así que tuve que comprar todo, pero habría sido mejor comprarlo a un proveedor, dado que no tenía nada sobresaliente de Yamaha".

Imre Toth: "Dos mecánicos españoles sacaron la R6 del box por petición de Barberá"

"En España, por supuesto, él puede vender su historia mejor", continúa Imre Tóth. "Nuestra R6 fue construida perfectamente por YART en todos los aspectos y fue más rápido que los pilotos de fábrica. Los resultados hablaron por sí solos. En dos carreras, anotó más puntos con nuestra supuestamente malísima moto que en tres fines de semana de carrera con el Puccetti Kawasaki en 2018". El dueño del equipo trató de desmentir así la acusación de que la R6 no rendía al nivel que se esperaba.

"Un motor de supersport dura 2000 a 2500 km sin que haya una pérdida notable de potencia. Incluso antes del primer entrenamiento, no quería pilotar con ese motor porque era viejo, demasiado lento y demasiado peligroso para él. Pero el motor tenía solo 1350 km y apenas tenía un CV de fuerza menos que al principio. Antes de Aragón, realizamos una prueba en el banco de potencia. Luego construimos un nuevo motor que rompió una válvula después de ocho vueltas, algo que le puede pasar a cualquier motor de carreras".

El comunicado se extiende más, llegando incluso a las acusaciones personales en relación a los sonados problemas de Héctor con las drogas. Con el misterio de la moto robada lejos de resolverse, el culebrón del año de SSP600 parece tener mucho desarrollo por delante. No es el primer caso de este tipo en el que se ve envuelto Imre Toth. En sus años de 250cc., con Mattia Pasini en sus filas, el húngaro dejó a gran parte de sus mecánicos sin cobrar lo acordado, algo que llevó a ambas partes a enfrentarse en los tribunales. Tanto Héctor Barberá como Imre Toth son dos personajes con un pasado oscuro lleno de polémicas y de actuaciones reprobables, lo cual hace que ninguno cuente con una mayor credibilidad que el otro.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS