Registro gratuito

Mirada al pasado: Aoyama, el último samurai
Mirada al pasado: Aoyama, el último samurai

GP DE LA COMUNITAT VALENCIANA

Mirada al pasado: Aoyama, el último samurai

Hiroshi Aoyama se proclamó Campeón del Mundo del cuarto de litro en el último GP de la temporada.

ALBERTO CAMELLO - 13 NOVIEMBRE 2018 21:11

Llegaba la última cita de la temporada 2009 y la categoría intermedia el título mundial estaba por decidir. Hiroshi Aoyama llegaba al Circuito Ricardo Tormo de Cheste líder del mundial con 13 puntos de ventaja sobre Marco Simoncelli. Partía el japonés con ventaja, ya que le valía con terminar entre los cuatro primeros independientemente de lo que hiciera el italiano. Pero no lo iba a tener nada fácil. Simoncelli partía desde la pole position, aunque lo que vino después fue de infarto.

Mirada al pasado: Aoyama, el último samurai

Comenzaba la carrera con perfectas condiciones climatológicas a 27 vueltas. Fatal salida de 'SuperSic', que bajó hasta la octava plaza en la primera curva. Héctor Barberá cogía la cabeza de carrera con Thomas Lüthi y Aoyama detrás. Héctor Faubel se colocaba sexto, mientras que al término de la primera vuelta, Simoncelli ya era quinto y Álvaro Bautista noveno.

Una vuelta más tarde, Aoyama y Simoncelli ya eran segundo y cuarto respectivamente marcando ambos la vuelta rápida de carrera, aunque Barberá abría hueco en la cabeza. Entre ese grupo estirado, Jules Cluzel. Liderando el segundo grupo ya estaba Bautista, que venía remontando. Rápidamente la ventaja de Barberá quedó neutralizada y la defensa de Cluzel a Simoncelli por el tercer puesto hizo que Bautista, con vuelta rápida, terminara de llegar a ellos y ambos entonces rebasaron al francés.

Mirada al pasado: Aoyama, el último samurai

Y a 22 vueltas del final, llegaba el primer adelantamiento de los contendientes al mundial, aunque Aoyama se resistía a pesar de tener ventaja. Tres vueltas más tarde, el #58 pasaba al ataque para liderar la carrera y entonces vino la tensión. El #4 entró largo en la curva 1 y no pudo evitar salirse recto, aunque pudo salvar la caída y volver a pista 11º. Con esa posición y Simoncelli liderando, era el límite para mantenerse campeón.

Segundo aparecía Mike di Meglio, pero Barberá y Bautista le rebasaron, y Aoyama empezaba a remontar. A 8 vueltas del final, Héctor llegaba a Marco, y di Meglio se iba al suelo. Una vuelta más tarde, el mundial ya tenía dueño. Simoncelli, que corría con una costilla rota, se fue al suelo en la curva 2 y hacía así a Hiroshi Aoyama Campeón del Mundo de 250cc, el último de la categoría.

Mirada al pasado: Aoyama, el último samurai

La carrera la ganó en solitario Barberá, que se hacía con el subcampeonato. Bautista y Raffaele de Rosa completaron el podio. El último piloto japonés campeón hasta la fecha fue 7º. Ni Áxel Pons ni Faubel terminaron la carrera mientras que Álex Debón, que hizo la pole, no pudo salir a carrera por una caída donde se lesionó.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS