Registro gratuito

Opinión: Andorra, Marc Márquez y los falsos ídolos
Opinión: Andorra, Marc Márquez y los falsos ídolos

ORO Y MORO

Opinión: Andorra, Marc Márquez y los falsos ídolos

Marc Márquez ha vivido una experiencia complicada y en frío, intentamos analizar todo lo que ha sucedido en las últimas semanas.

FERNANDO SANCHO - 19 DICIEMBRE 2014 19:31

Opinión: Andorra, Marc Márquez y los falsos ídolos

Vaya por delante que este es un artículo de opinión, por si no había quedado claro con un titular mascado. También espero que quede impreso de primeras que jamás dejaré de admirar a un deportista por el lugar donde reside o por el lugar donde paga impuestos, decisiones personales que como todo en la vida tiene sus pros y sus contras. Dicho todo esto y una vez que ha pasado la tempestad, es el momento de analizar la situación que ha vivido Marc Márquez en las últimas semanas con su anuncio de cambio de residencia a Andorra y el trato que se le ha dado desde entonces.

A modo de recapitulación, Marc Márquez anunció que cambiaba su residencia a Andorra. Hasta ahora, el piloto de Cervera había pasado etapas prolongadas en este país, sobre todo en el periodo de entrenamientos prolongados, aunque su residencia seguía en la localidad catalana. Desde entonces, la críticas hacia el doble campeón de MotoGP, curiosamente de los mismos medios y periodistas que meses antes habían alabado su hacer y su bicampeonato en MotoGP fueron mordaces, hirientes e incluso irrespetuosas. Tal fue el punto de estas críticas, que el piloto de HRC durante la rueda de prensa del Superprestigio Dirt Track explotó y explicó su motivos entre lágrimas.

Opinión: Andorra, Marc Márquez y los falsos ídolos

La doble cara

Siempre he pensado que un deportista no es propiedad de un país y menos de uno como España, que tiende a crear mitos y deshacerlos con la misma facilidad que se a uno se le olvidan los méritos conseguidos, pero los deportes y en especial el motorsport tienen esa esencia añeja de esgrimir banderas con demasiada facilidad. De hecho, este es un ejemplo más. Marc Márquez, doble campeón de MotoGP, que ha tenido una trayectoria prácticamente impecable y cargada de récords, ha necesitado un movimiento en falso, por algo ajeno a lo deportivo, para caer en los leones de algunos.

Poco o nada cambiará en Marc Márquez por tener su residencia en Andorra en lo deportivo, ya que muchas circunstancias han cambiado en su vida desde que debutó en 125cc y nunca se le ha visto cambiar ese hambre de ganar siempre. Sin embargo, durante la semana que hubo entre su anunció y su posterior rueda de prensa, de repente los títulos de Marc Márquez, los datos históricos conseguidos por el catalán o sus victorias valieron menos, porque los 'defensores de la patria' -y perdón por el apodo- sentían que Marc Márquez había traicionado alguna línea insuperable, que yo todavía no consigo entender.

Opinión: Andorra, Marc Márquez y los falsos ídolos

Una respuesta para silenciarlos a todos

Nunca sabremos si la intención inicial de Marc Márquez era mudarse a Andorra y seguir tributando en España o sí ante la presión recibida cambió de planes según la marcha, pero Marc Márquez hizo algo que pocos deportistas se atreven a hacer. Los aficionados tienden a idealizar a los deportistas y a sus ídolos, pero en el fondo son personas y por lo tanto tienen sentimientos. Como es lógico les duele lo que se dicen sobre ellos y más cuando ni siquiera están todos los datos sobre la mesa. Las lágrimas en la rueda prensa del DTX Barcelona fueron la muestra de ello.

Cada uno podrá tener la opinión que guste sobre este tema y posiblemente muchas de ellas sean tan válidas como la mía, pero como he remarcado al principio y vuelvo a recordar ahora, para mi nada ha cambiado. Admiraba a Marc Márquez antes y después, viva en Andorra o en Cervera, donde por cierto, en estos días se ha inaugurado la nueva sede de su Club de Fans. No creo en una ruptura cósmica por elegir donde tributar, porque creo que los deportistas son eso, deportistas, que velan por sus ganancias como hacemos todos. Pero ellos son famosos y admirados, algo maravilloso pero que a veces se convierte en una piedra muy pesada.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS