Registro gratuito

Toprak Razgatlioglu aspira a todo en 2020
Toprak Razgatlioglu aspira a todo en 2020

WSBK

Toprak Razgatlioglu aspira a todo en 2020

Tras un prometedor invierno, el turco encara su debut con Yamaha del mejor modo posible.

ANTóN QUINTIá - 17 FEBRERO 2020 22:17

Toprak Razgatlioglu es ya uno de los nombres del 'paddock' de WSBK a tener en cuenta de cara a este 2020. A sus apenas 23 años de edad, y con solo dos temporadas completadas en la categoría reina de las Superbikes, el piloto turco se ha erigido como uno de los mejores del mundo sobre motos derivadas de serie.

Si bien en su temporada de debut consiguió subir al podio en un par de ocasiones, en 2019 protagonizó una explosión a todos los niveles. En la primera mitad del año las cosas no terminaron de salirle bien, pero pasado el ecuador de la temporada se convirtió en un abonado al podio. Al término de la campaña en Qatar, Toprak sumó un total de trece podios, dos victorias y tres vueltas rápidas.

Cambio de aires inesperado

El futurible idilio con Kawasaki comenzaba a vislumbrarse en el horizonte. Cuando se daba por hecho que Toprak saltaría en 2020 al equipo oficial para ocupar la plaza de Leon Haslam, un feo gesto por parte de la marca nipona (entre otros factores) puso la situación 'patas arriba'.

Razgatlioglu se alineó con los dos pilotos oficiales de la fábrica para disputar las 8 horas de Suzuka. Pero inexplicablemente, y a pesar de haber completado un buen papel en las sesiones previas a la carrera, Kawasaki no le dejó dar ni una sola vuelta de las 216 que completó el equipo. Kenan Sofuoglu, pentacampeón del mundo de SSP y 'manager' del piloto, no ocultó su enfado con la marca verde y avisó de la más que segura ruptura de negociaciones de cara a 2020.

Toprak Razgatlioglu aspira a todo en 2020

Dicho y hecho, el dorsal #54 decidió abandonar la Kawasaki del Puccetti, equipo de su vida, y firmar con el Pata Yamaha, equipo oficial de los de Iwata. Con los test de pretemporada ya hechos y la cita australiana cada vez más próxima, el ambiente dentro del equipo azul no puede ser mejor. Toprak parece haberse adaptado a su nueva montura a las mil maravillas, con tiempos competitivos en Jerez y Portimao; si bien en el primero terminó siendo batido en los últimos momentos, en el segundo sí fue el más rápido.

Buena adaptación a la R1

"La R1 tiene un buen manejo y en curva se puede llevar fácilmente; es realmente buena en lo que se refiere a giro y potencia", explicó el piloto tras varias jornadas de pruebas con el modelo 2020. En lo referente al apartado humano, Toprak reconoció que "al principio estaba un poco asustado" y que todavía no conoce a todos los miembros del equipo, aunque define a sus compañeros como "profesionales absolutos que también quieren divertirse". Las declaraciones de Andrea Dossoli en las que lo define como un "talento cristalino" reflejan el buen ambiente que se respira en el box.

Aunque sus números hasta ahora son muy buenos, hay una faceta en la que no termina de lucirse: la Superpole. La sesión clasificatoria se le resiste al piloto asiático, habitual de las remontadas en carrera, y es por ello que en esta pretemporada ha centrado gran parte de sus esfuerzos en rodar con el neumático de QP y ser rápido a una vuelta. Su trabajo en este aspecto fue igual de brillante que sus 'stoppies' al término de cada jornada.

Toprak Razgatlioglu aspira a todo en 2020

La R1 se encuentra, asimismo, en un buen momento. A lo largo de los años han ido evolucionando esta montura y en este 2020 han dado un paso más, aunque "sin grandes revoluciones". Uno de los campos donde han mejorado respecto a 2019 es en el régimen máximo del motor, siendo la fábrica que más rpm ha ganado. Su cigüeñal podrá dar un total de 14.950 vueltas por minuto, 250 más que el año pasado, aunque sigue situándose lejos de las 16.100 de la V4 o de las 15.600 de la Fireblade.

Temporada incierta

Aunque la pretemporada no podía haberle salido mejor, 2020 no va a ser un camino de rosas. Por primera vez en su vida, Toprak Razgatlioglu tendrá que enfrentarse a los problemas que conlleva ser piloto de fábrica. Si bien sí pilotaba una ZX-10R 'pata negra', el estar en una escuadra satélite eximía al piloto (al menos en parte) de las labores (y sobre todo de las responsabilidades) de evolución y desarrollo. En esta temporada, sin embargo, deberá cargar con el peso de mejorar la montura, con más horas de trabajo, más responsabilidad y más cosas en las que pensar al bajarse de la moto.

Al otro lado del box estará Michael van der Mark, para el que 2020 será su cuarta temporada en el equipo. El holandés conoce bien la R1, lo que ayudará a Toprak a la hora de desarrollar la moto, y acumula varias victorias con ella. Sin embargo, esta última parte puede terminar jugándole una mala pasada al turco, al ser el nuevo y contar con menos experiencia. La tercera R1 de la parrilla la llevará Loris Baz, también veterano en el certamen y conocedor de la Yamaha.

Toprak Razgatlioglu aspira a todo en 2020

La expectación para esta temporada es máxima. A Jonathan Rea, que ya lleva cinco títulos consecutivos, le salen contendientes por todos lados. Davies buscará resarcirse tras un año de adaptación a la V4R, y Redding (que corrió el año pasado en el BSB) ya ha demostrado que es muy rápido. Álvaro Bautista deberá probar su valía sobre la nueva Honda, que parece ser rápida, y van der Mark buscará las victorias que se perdió en 2019 por lesión.

La de 2020 va a ser, posiblemente, una de las campañas más disputadas de los últimos años; al menos sobre el papel. El talento rebosa y el campeonato lleva varios años trabajando en aras de una mayor igualdad entre marcas. Que Toprak Razgatliolgu es rápido con la Yamaha ya se sabe, ahora queda por ver si es capaz de llevar sus virtudes a buen término en carrera.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS