Registro gratuito

Joey Logano gana de forma clara la Daytona 500
Joey Logano gana de forma clara la Daytona 500

NASCAR SPRINT CUP

Joey Logano gana de forma clara la Daytona 500

La formación de Roger Penske se anota la primera del año. Jeff Gordon no pudo ganar su última Daytona 500.

SANTI TORRES - 24 FEBRERO 2015 11:35

Joey Logano gana de forma clara la Daytona 500

La Daytona 500 es una carrera que todos quieren ganar. El esfuerzo, la pasión y el ganar la prueba más prestigiosa de los Estados Unidos después de las 500 millas de Indianápolis es algo que forma parte del ADN del motorsport americano. La playa estuvo presente en sus inicios, y de esa arena han surgido las leyendas que han dado vida a lo que ahora es uno de los mayores espectáculos del motorsport mundial.

Esta edición de la Daytona 500 será recordada más quizá por lo que sucedió fuera de la pista. Kurt Busch no participará en lo que resta de temporada -y a saber si en lo que le queda de trayectoria deportiva- tras ser encontradas evidencias de violencia doméstica en el caso que sigue abierto entre él y su ex mujer Patricia Driscoll. Pero la familia Busch no sólo sufrió la baja del campeón de 2004, también la del pequeño de los hermanos.

Kyle Busch sufrió un accidente en la carrera de las Xfinity Series. Dicho accidente le provocó una fractura abierta en la pierna derecha y una fractura del pie izquierdo, dejándolo fuera de combate de forma indefinida. En Daytona Matt Crafton fue su sustituto, aunque ahora suena el nombre de Erik Jones para sustituirle en el #18. Sobre Kurt, se ha confirmado que Regan Smith le sustituirá esta temporada.

Sin pausa pero sin prisa

Como era de esperar, las primeras vueltas no estuvieron a la altura de lo que fue el sprint final. Siempre en Daytona ocurre, no es que sea raro. Estudiar al rival, ver con quién pueden trabajar en medio del pelotón. Como el ciclismo, pero en versión motorizada. Si te quedas solo, o si intentas escaparte, el grupo termina alcanzándote.

A falta de cincuenta vueltas empezó realmente la batalla. Los movimientos en el grupo se hacían habituales. Los cambios de linea pueden darte la carrera, pueden dejarte estancado o pueden causar accidentes. Ahí entra entonces el trabajo del spotter.

El spotter es un miembro del equipo [n.d.a, un equipo se entiende por los miembros que trabajan en un solo coche] que se sitúa en lo alto del circuito e indica la posición del mismo respecto al grupo. En caso de accidente, también el spotter es el encargado de guiar al piloto por el camino más seguro.

La importancia del spotter es crucial en Daytona o Talladega. A tan altas velocidades (medias de 320 km/h) y con el pelotón tan compacto, un error de comunicación y el big one es casi seguro. Por suerte, en la NASCAR están los mejores pilotos de stock car del mundo.

Apretando que es gerundio

Si un adjetivo puede describir las últimas veinte vueltas, ese sería demencial. Tras la penúltima amarilla causada por el motor roto del jovencísimo Ryan Blaney, realmente se vio la NASCAR de las placas restrictorias en estado puro. Más de quince vueltas con el grupo formando un enjambre en formación. Tres filas ocupando lo negro del circuito de Daytona. Y Joey Logano seguía ahí, junto a Jeff Gordon y Jimmie Johnson. El #48 de Hendrick Motorsports controló el grupo unas vueltas, y eso que en la primera parada fue sancionado, perdiéndose al fondo del grupo. Cerrando linea exterior, después linea interior y viceversa. Hasta que decidió dar el relevo al resto.

Joey Logano gana de forma clara la Daytona 500

Con Johnson fuera de combate, cambio de tornas delante, pero uno siempre se agarraba a esa esperanza de ganar: Joey Logano. Pero no sería él la sorpresa en ese tramo final, curiosamente. Dale Earnhardt Jr apareció de nuevo, pero sabía que era imposible. "Decidí mal en la resalida a falta de diecinueve vueltas y perdí muchísimas posiciones", comentaba el ganador de las 500 en 2014. "Estoy realmente decepcionado porque los chicos me dieron el mejor coche y debimos ganar la carrera."

La tensión iba en aumento. Menos de cinco vueltas y se mantenía la fila a tres. Un susto por detrás partió el grupo un par de giros antes, pero nada de importancia. ¡Trompo de Justin Allgaier! ¡Bandera amarilla en pista y la Daytona 500 se decide por Green-White-Checkered! El óvalo de Daytona, cual olla a presión. El sol tiñó de naranja entonces la escena. La bandera roja ondeó durante seis minutos para limpiar a fondo la pista y evitar el paso de las vueltas. Momento de dictar sentencia.

¡Bandera verde en el tri-ovalo! Y la gacela #22 en cabeza. La velocidad del Ford de Logano era impresionante. Un borrón amarillo al que rápidamente persiguieron Kevin Harvick y Dale Earnhardt Jr. Pero no podían, no conseguían echar el lazo al joven natural de Connecticut. ¡Bandera blanca! Madre mía como corría ese Ford. ¡Accidente por detrás! ¡Big one! ¿Sacaría dirección de carrera la amarilla más decisiva del día? Siguen a fondo por la recta trasera... entran en curva tres...¡bandera amarilla! ¡Joey Logano se anota las 500 millas de Daytona!

"No me lo creo... ¡Esto es genial! ¡¿La Daytona 500?! ¿Estás de broma?", comentó el de Penske. "Estuve nervioso toda la carrera. Hemos trabajado muy duro en pretemporada y este es circuito es mi punto débil. No puedo estar más orgulloso."

Ese sentimiento de unión con el país, ese sentimiento de estar directamente conectado a los fans en el circuito y a los fans que siguen la carrera por televisión. En pocos eventos deportivos del mundo del motor existe. Esa sensación de ser parte de la historia. Por fin Joey Logano la pudo sentir. Por fin ganó la carrera que todos quieren ganar.

Joey Logano gana de forma clara la Daytona 500

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS


Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/virtual/motoryracing.com/classes/idTwitter.php on line 33