Registro gratuito

Chris Evans, presentador de Top Gear, subasta parte de su colección de clásicos
Chris Evans, presentador de Top Gear, subasta parte de su colección de clásicos

COLECCIÓN CLÁSICA

Chris Evans, presentador de Top Gear, subasta parte de su colección de clásicos

El nuevo presentador de Top Gear vende 13 de su inmensa colección de clásicos.

SERGIO J. CABRERA - 16 AGOSTO 2015 12:18

Chris Evans, presentador de Top Gear, subasta parte de su colección de clásicos

En la próxima subasta de Bonhams en Goodwood, que tendrá lugar en septiembre de 2015, se sacarán a subasta 13 ejemplares pertenecientes al DJ británico y nuevo presentador de Top Gear, Chris Evans.

El motivo de deshacerse de parte de su colección no se conoce, pero dado el más que probablemente saneado estado financiero del presentador británico, probablemente se deba a la falta de espacio o de tiempo para atender su extensa lista de modelos.

Chris Evans, presentador de Top Gear, subasta parte de su colección de clásicos

Chris Evans es bien conocido por su afición a los Ferrari clásicos, de los cuales tiene una nutrida representación, al igual que de los modelos actuales, a los que tiene la extraña costumbre de repintar de color blanco, para que todos luzcan idénticos.

Modelos

Entre los 13 modelos que saldrán a subasta el próximo 12 de septiembre podemos encontrar alguna raras maravillas, como un Ferrari 275 GTB de 1966, el más caro del lote, que también mandó pintar, en esta ocasión de un verde perla. Otros Ferrari de la lista son un precioso Ferrari 365 GTS/4 'Daytona' spider de 1971. Con carrocería de color negro y llantas de radios cromados Borrani, es uno de los ejemplares del Daytona amás atractivos que hemos visto en mucho tiempo.

Chris Evans, presentador de Top Gear, subasta parte de su colección de clásicos

Además encontramos uno de los clásicos de la marca italiana más agraciados y venerados, un 250 GT / L Lusso de 1964, además de otro Ferrari descapotable de los sesenta, un 275 GTS spider de 1965, y un Ferrari 250 GTE 2+2 de 1963, transformado como un 250 SWB, uno de los modelos de más valor de la historia de la marca italiana.

Otros ejemplares curiosos del lote son un Fiat 126 Abarth de 1983 o una réplica del célebre automóvil protagonista de la película "Chitty Chitty Bang Bang". También encontramos un réplica de Lynx del Jaguar XKSS, un Jaguar XK150 3.4 Fixed Head Coupé de 1958 o un Ferrari 328 GTS. En total, una amalgama de modelos muy heterogéneos que no representan las piezas de mayor valor de la colección del británico, lo que nos induce a pensar que la subasta se debe precisamente a problemas de espacio.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS


Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/virtual/motoryracing.com/classes/idTwitter.php on line 33