Registro gratuito

A la venta el Chevrolet Camaro 1969 Bumblebee de Transformers
A la venta el Chevrolet Camaro 1969 Bumblebee de Transformers

HOLLYWOOD

A la venta el Chevrolet Camaro 1969 Bumblebee de Transformers

Barret-Jackson subastará en Arizona el Camaro de 1969 que encarnaba a Bumblebee.

SERGIO J. CABRERA - 31 DICIEMBRE 2015 20:48

La casa de subastas Barret-Jackson, especialista en modelos estadounidenses y asiduo vendedor de muscle cars dispondrá en uno de sus lotes de la próxima subasta de Scottsdale de un cinematográfico modelo, un Chevrolet Camaro de 1969 especialmente preparado empleado para caracterizar al personaje "Bumblebee" de la saga de películas de la franquicia Transformers, que en otras cintas de la saga también ha aparecido como un Camaro actual de color amarillo y negro.

En el evento que Barrett-Jackson atenderá en Scottsdale, Arizona, entre los próximos días 23 y 31 de enero estará disponible este ejemplar empleado en el rodaje de la película, que además, cuenta con el autógrafo del mismísimo director de la película y actual propietario del Camaro, el cineasta Michael Bay.

El ejemplar es una auténtica trasformación de tipo restomod, sobre un clásico Camaro SS model year 1969, dotado de numerosos y brutales elementos, como el anchísimo juego de neumáticos que eleva la agresividad del modelo. Este dispone de un moderno bloque V8 de procedencia Chevy Corvette, aunque de potencia desconocida, cuenta con una transmisión manual de seis velocidades.

A la venta el Chevrolet Camaro 1969 Bumblebee de Transformers

Modificaciones

El Camaro de 1969 ha sufrido un severo tratamiento de maquillaje que es extensible también a todo el apartado técnico. Mecánica, suspensiones, sistemas de frenos y todo el interior son de nueva factura. Por lo que no es un simple elemento de atrezzo.

La propia carrocería ha sido brutalmente ensanchada, aunque respeta el frontal de faros con tapa escamoteable, opción muy común en varios modelos norteamericanos de la época. La línea del modelo es ante todo muy sobria, carente de adornos por completo, excepción hecha de la franja amarilla transversal situada en el frontal del modelo. Sobriedad que eleva el carácter seco y brutal del modelo.

Esta es una gran oportunidad para todo aquel coleccionista que desee hacerse con una gran pieza relacionada con Hollywood, sobre todo teniendo en cuenta que su venta será pública y que cuenta con la firma del propio Michael Bay, por lo que será mucho más sencillo documentar en un futuro su historial, algo que es indispensable con elementos de colección de este tipo, ya que gran parte de su valor está ligada a su historial.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS