Registro gratuito

El Peugeot 208 T16 R5 llega al asfalto
El Peugeot 208 T16 R5 llega al asfalto

ADIÓS A LA TIERRA

El Peugeot 208 T16 R5 llega al asfalto

Tras superar con éxito todos los test en tierra, Kris Meeke, Craig Breen y Bryan Bouffier llevarán a este modelo al asfalto.

El Peugeot 208 T16 R5 llega al asfalto

La tierra ha quedado en el pasado y el asfalto es ahora el protagonista. Esta es la premisa para las siguientes semanas en la fase de desarrollo y evolución del Peugeot 208 T16 R5 que tras ser probado por Bryan Bouffier y Craig Breen en grava o tierra compacta en Francia, ahora será llevado al asfalto, donde además contará con las manos de Kris Meeke, después de que confirmase su trato con el grupo PSA con el que también desarrollará el R5 de Citroën. Tras los tramos de Riboux, Mazamet y Auxerre bajo todo tipo de condiciones climáticas, ahora es el momento de ver si los datos recogidos en tramos donde la suspensión y el chasis han sido forzados al máximo se traducen en fiabilidad dentro del asfalto.

Esta segunda etapa del desarrollo que discurrirá en asfalto y en algún momento puntual de nuevo sobre tierra está diseñada para completar los 10.000 kilómetros de pruebas que se han puesto como meta en Peugeot Sport antes de que el coche empiece a ser vendido a los clientes a finales de este mismo año. Como es lógico, después de probar suspensiones, rigidez del chasis y otros elementos en tierra, estas pruebas en asfalto tendrán un final de prestaciones puras con motor y turbo como principales elementos a evaluar. De esta forma, el motor turboalimentado de 280 CV estará en análisis con sus 6000 rpm de potencia trabajando al máximo.

Los protagonistas muy preparados

Kris Meeke es como hemos dicho la principal novedad como piloto que se incorpora a esta segunda fase de pruebas: "Todavía tenemos que explorar algunas ideas y es muy emocionante trabajar en un proyecto como este. Me encanta cuando llegamos a este punto. Es muy interesante trabajar en un coche desde el principio y tratar de que sea ganador".

Por su parte, el noirlandés Craig Breen también está encantado con esta nueva fase del desarrollo: "Nuestro objetivo es hacer del 208 T16 el coche a batir en la categoría R5", objetivo que Breen tiene en un año donde está compartiendo esta función con sus apariciones en el ERC como piloto oficial de la marca donde marcha en segunda posición del campeonato por detrás de Jan Kopecky con el Peugeot 207 S2000, precisamente el vehículo al que el R5 espera dar noble relevo.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS


Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/virtual/motoryracing.com/classes/idTwitter.php on line 33