Registro gratuito

Salvaje Chevrolet Camaro LT V8 350 de 1974
Salvaje Chevrolet Camaro LT V8 350 de 1974

WILD SESSION

Salvaje Chevrolet Camaro LT V8 350 de 1974

Pasa por nuestras manos un increíble Camaro V8 350 modelo 1974, uno de los últimos pony-car.

SERGIO J. CABRERA - 29 JUNIO 2015 12:45

Salvaje Chevrolet Camaro LT V8 350 de 1974

Chevrolet lanzó el Camaro de segunda generación como modelo 1970, y tras el éxito comercial de la primera generación, a la venta desde 1967, Chevrolet destinó un mayor presupuesto para el desarrollo de su sustituto.

El Camaro II estuvo en el mercado hasta el año 1981, por lo que le tocó la mala fortuna de vivir una de las peores épocas, si no la peor, del automovilismo norteamericano. Denominada recientemente por la prensa online estadounidense 'The Malaise Era', abarca aproximadamente desde 1972 hasta 1982 , o como la define el autor que acuño dicha expresión, Murilee Rant, "abarca desde los modelos 1973 hasta los modelos 1983."

El termino 'malaise', que significa literalmente "una sensación general de molestia, enfermedad o malestar cuya causa exacta es difícil de identificar", fue empleado para poder definir esa época oscura acontecida tras la crisis del petroleo de 1973, cogiendo completamente a contrapie a toda la industria norteamericana del motor, basad por completo hasta entonces en mucha potencia a muy poco precio.

Salvaje Chevrolet Camaro LT V8 350 de 1974

La crisis energética de 1973 provocada por el embargo de petroleo de Oriente Medio cambió el panorama industrial de todo el planeta, sobre todo el de unos Estados Unidos en los que la sociedad de consumo había despegado tras la Segunda Guerra Mundial, lo que provocó que la mayoría de los modelos y segmentos habituales se convirtieran obsoletos de la noche a la mañana.

Las primeras víctimas fueron los muscle-car, modelos de altísima cilindrada y consumos exacerbados, como el Pontiac GTO, que tuvo que desaparecer en 1974 ante la abrupta caída de ventas. Los pony-car, de menor tamaño, cubicaje y precio que estos últimos corrieron la misma suerte, desapareciendo la mayoría de ellos, aunque unos pocos lograron sobrevivir, aunque con tan graves modificaciones que prácticamente pertenecían a otro segmento.

Ese fue el caso del Ford Mustang y del Mercury Cougar, reconvertidos por Ford en 1974 en un modelo de menor tamaño basado en el compacto Pinto y en un modelo de mayor tamaño de lujo respectivamente. De hecho, el nuevo Mustang ni siquiera contaba con una mecánica V8, tan solo con motores de cuatro y seis cilindros.

Salvaje Chevrolet Camaro LT V8 350 de 1974

Uno de los pocos que logró conseguir grandes cifras de venta no fue otro que el Camaro de Chevrolet, que en su versión 1974 prácticamente luchaba solo en el castigado segmento de los pony-cars.

Model Year 1974

No obstante cualidades no le faltaban al Camaro '74, que logró sobrepasar las 150.000 unidades vendidas en Norteamérica, gracias sobre todo a su nuevo diseño, con un paragolpes delantero cromado ahora de una sola pieza y ligeros cambios en los grupos ópticos, tanto delanteros como traseros.

La unidad que hemos podido retratar recientemente es un rarísimo y cuidado ejemplar, de los escasos Camaro LT de 1974 que se encuentran en nuestro país, dotado del motor 350, un V8 de 5.7 litros asociado a una transmisión automática de 3 velocidades.

Salvaje Chevrolet Camaro LT V8 350 de 1974

Esta unidad dispone de ciertos cambios a nivel mecánico, cuenta con un nuevo colector de admisión Edelbrock, una de las marcas aftermarket de más reputación en los Estados Unidos y un carburador Rochester, con los cuales obtiene una potencia estimada de unos 300 caballos, aunque la potencia pura no es lo más importante en un automóvil de estas características.

Con más de 40 años a sus espaldas, el Camaro sigue disfrutando de una silueta única, muy llamativa y dotada de un carácter visual que solo los modelos de esa época pueden presumir. Las imágenes que LAPIX Studiodibuja con maestría con sus juegos de colores tan solo resaltan los volúmenes del enorme Chevrolet, con unas líneas qeu sería imposibles e impensables hoy días.

Imágenes: LAPIX Studio

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS