Registro gratuito

Rockenfeller gana en Moscú y se afianza en el liderato
Rockenfeller gana en Moscú y se afianza en el liderato

DTM MOSCU

Rockenfeller gana en Moscú y se afianza en el liderato

El alemán consiguió una autoritaria victoria, mientras que Bruno Spengler no pudo puntuar. Los españoles, sin suerte hoy.

Rockenfeller gana en Moscú y se afianza en el liderato

El piloto alemán Mike Rockenfeller consiguió hoy una sólida victoria desde la pole, en el circuito de Moscú, en la sexta ronda del DTM 2013. Mattias Ekstrom fue segundo y Augusto Farfus completó el podio.

Con 30 grados de temperatura ambiente llegó el momento de la carrera. Una de las incógnitas a despejar era si la primera línea de Audi, fruto de los bizarros acontecimientos del día anterior, era representativa del nivel de competitividad de la marca.

Jens Marquardt, Director de BMW Motorsport, que tenía a sus dos coches más destacados en la segunda línea de la parrilla, se mostraba esperanzado en términos de estrategia de cara a luchar por la victoria.

Con una salida perfecta, Mike Rockenfeller convertía su pole en el liderato de la carrera, que tomaba seguido de Mattias Ekstrom, Augusto Farfus y Jamie Green, que lograba adelantar a Bruno Spengler en el transcurso de la primera vuelta.

Al inicio del segundo giro, Miguel Molina pegaba por detrás a Dani Juncadella, haciendo que éste se fuera por la hierba y causando daños que lastrarían la carrera del joven barcelonés de Mercedes.

En la cuarta vuelta, tan pronto se abría la veda para los cambios de ruedas obligatorias, entraban Green, Paffett, Hand, Glock y Werner. Los líderes, con estrategias completamente diferentes, se quedaban en la pista.

En la sexta vuelta, Miguel Molina intentaba adelantar a Bruno Spengler en la primera curva, frenando desde muy lejos y llegando al canadiense cuando éste ya estaba trazando la curva. Ambos coches se tocaban, causando un trompo para Spengler. Como resultado del impacto, Molina se veía obligado a abandonar. El vigente campeón del mundo podía seguir en pista, pero con muchos problemas de manejabilidad.

Mientras tanto, Dani Juncadella, con dificultades, se mantenía octavo, mientras que Roberto Merhi intentaba recuperar posiciones por detrás y era decimoctavo.

Después de 12 vueltas, los 10 primeros permanecían inalterados, con Rockenfeller liderando a Farfuls, Tambay, Werhrlein, Werner, Wickens, Juncadella y Martin Tomczyk, que acariciaba de forma breve las posciones de puntos.

Robert Wickens, que se había mostrado muy decepcionado tras la qualy ayer, seguía intentando remontar posiciones, y adelantaba a Dirk Werner, yéndose a por Wehrlein, a quién superaba poco después.

Tanto Juncadella como Merhi recibían sendas advertencias por exceder los límites de la pista, con ambos recibiendo penalizaciones después por infringir la norma.

En la vuelta 20 Juncadella entraba a realizar su primera parada, saliendo justo por delante de Mortara y Spengler. Éstos ralentizaron, intentando adelantar al español fuera de la trazada óptima, circunstancia que aprovechó Marco Wittmann par adelantar a ambos.

En la vuelta 38 Edoardo Mortara consumaba el segundo y último abandono de la carrera, quejándose de que su coche era inconducible tras haber tocado a Juncadella unas vueltas antes.

Carrera sin sobresaltos

El resto de la carrera transcurrió sin mayor historia, con el epicentro de la atención en cuánto retrasaron los líderes sus dos paradas obligatorias. No en vano, Rockefeller lo hacía en las vuelta 44 y 55, mientras que Adrien Tambay, que había remontado después de salir desde la duodécima posición, paraba en las vueltas 56 y 70.

Los compases finales se veían amenizados por la lucha entre Tambay y Augusto Farfus por la tercera posición. El de Audi era claramente más rápido que el brasileño, pero no lograba superarle.

Rockenfeller gana en Moscú y se afianza en el liderato

Con pocas vueltas para el final, Rockenfeller doblaba a Spengler, consiguiendo así la victoria moral del día.

Al final Rockenfeller se hacía con la victoria, seguido de Mattias Ekstrom y Augusto Farfus como mejor BMW.

Tambay era cuarto y Gary Paffett, quinto, era el mejor de los Mercedes. Jamie Green, Joey Hand, Dirk Werner, Timo Scheider y Christian Vietoris completaban el top 10.

Martin Tomczyk completaba una nueva actuación gris, terminando decimoséptimo y continuando sin haber puntuado esta temporada.

Bruno Spengler era decimonoveno al final, terminando la carrera pero muy lejos de las posiciones de puntos, y culpando a Miguel Molina por ello.

Roberto Merhi era el mejor de los españoles terminando en la decimocuarta posición, mientras que Dani Juncadella era decimoctavo.

Con esta victoria, Mike Rockenfeller se convierte en el primer piloto este año en repetir triunfo, tras haber vencido en la segunda carrera del año en Brands Hatch.

Clasificación completa.

La próxima prueba del DTM tendrá lugar el 18 de agosto en el circuito alemán de Nurburgring.

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS