Registro gratuito

Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar
Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar

RALLY POLÉMICO

Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar

El Rally Comunidad de Madrid - RACE debía ser una gran fiesta en la que se decidiese el campeonato, pero la polémica lo hizo muy difícil.

CéSAR RODRíGUEZ - 24 NOVIEMBRE 2014 19:06

Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar

El Campeonato de España de Rallies de Asfalto tocaba a su fin este fin de semana con el Rally Comunidad de Madrid - RACE. Todo debía estar preparado para una gran fiesta en la que Sergio Vallejo y Miguel Fuster se jugaban el campeonato, pero lo cierto es que un campeonato que comenzó ya viciado con la polémica sobre la homologación del Porsche 911 GT3 2010 al comienzo de temporada, finalizaba con una prueba en la que todo parecía hacerse de forma improvisada.

Todo comenzaba el jueves a las 15:00 horas, cuando la organización publicaba un complemento en el que se anunciaba la colocación de dos nuevas chicanes en el trazado del Circuito del Jarama. Una de ellas justo en la curva que da acceso a la Rampa Pegaso, y otra entre la curva de la Hipica, y la curva de acceso a la bajada hacia Bugatti. La primera de ellas era la más polémica, puesto que los coches menos potentes iban a sufrir mucho más que antes en la Rampa Pegaso.

A pesar de todo, la prueba comenzaba con normalidad, aunque con el descontento de algunos pilotos. La jornada del viernes transcurría sin sobresaltos, pero por la noche saltaba de nuevo la polémica tras conocerse el comunicado lanzado por la organización, en el que se anunciaba que "por motivos de seguridad, y debido al estado del firme" se suspendían las tres pasadas por el tramo de Robledillo. Esto significaba no solo la anulación de las tres pasadas por el tramo más largo del rally, si no, además, la anulación del único tramo de la prueba que no había sido completamente reasfaltado, solamente parcheado.

Precisamente esto era lo incomprensible de esta decisión. El tramo de Robledillo se ha disputado en numerosas ocasiones, y recientemente ha sido parcheado, solucionando algunos de los baches, y numerosos agujeros que había en el trazado. Tampoco se entendía como se habían dado los permisos pertinentes para la celebración de la prueba, y se retiraban una vez había comenzado el rally. Pero es que, además, para uno de los pilotos que se jugaban el campeonato, Miguel Fuster, significaba que el único motivo, además de la posible lluvia, que le había llevado a decantarse por el Ford Fiesta R5, desaparecía.

Centrándonos en lo deportivo

Pero una vez explicada la polémica, y dejando a un lado las posibles consecuencias que estos problemas surgidos durante la prueba puedan tener, vamos a centrarnos en lo que sucedió en el apartado deportivo.

Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar

La prueba arrancaba en la tarde/noche del viernes, con los tramos de La Cabrera y Canencia como protagonistas. Sergio Vallejo comenzaba imponiendo su experiencia en la primera especial. Vallejo le endosaba cerca de medio segundo por kilómetro a su principal perseguidor, Álvaro Muñiz, que mostraba una rápida adaptación al Porsche 911 GT3. Tercero era José Antonio Suárez, seguido de Surhayen Pernía, mientras que Miguel Fuster se conformaba con ser quinto, perdiendo algo más de un segundo por kilómetro respecto a su rival por el campeonato. Por suerte para el alicantino, el tramo de La Cabrera tiene poco más de 5 kilómetros, y solo cedía 6 segundos, pero desde luego, el panorama no era nada alentador.

Canencia era el escenario del primer scratch para Álvaro Muñiz, aunque el líder seguía siendo Sergio Vallejo, que veía como Muñiz se quedaba a tan solo un segundo. Surhayen Pernía también recortaba algunas décimas, mientras que Miguel Fuster cedía dos segundos más respecto a Vallejo. Por su parte, Luís Monzón se situaba quinto, como espectador de lujo en la lucha por la victoria, aunque sin encontrar el ritmo necesario para meterse en la pelea. Peor le iban las cosas a José Antonio Suárez, que en una zona rápida veía como su Mitsubishi Lancer EVO X daba un tremendo latigazo de la parte trasera, que le hacía parar inmediatamente, pensando en un bloqueo del diferencial. Pero la avería era en realidad más grave, puesto que el problema venía del motor, concretamente de una biela, que atravesaba el bloque, obligándole a retirarse, y dejando fuera la opción de poder reengancharse en la segunda etapa.

Los Porsche se marchan

Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar

La primera pasada por el Circuito del Jarama iba a dejar claro que esta prueba era una cosa de dos. Concretamente de dos Porsche, los de Sergio Vallejo, y Álvaro Muñiz. Vallejo mandaba en el trazado madrileño, con Muñiz a menos de un segundo. En cuanto al resto la tercera plaza era para Surhayen Pernía, que era tercero, tanto en el tramo, como en la general, pero ya a 17 segundos del líder. Peor le iba a Miguel Fuster, que en la primera pasada por el circuito, se dejaba 16 segundos, haciendo un total de 24 en la general.

Pero el festival de los GT acababa de comenzar. La segunda pasada por el tramo de La Cabrera era para Álvaro Muñiz, que volaba bajo sobre el asfalto, consiguiendo el mejor crono, y se situaba como nuevo líder de la prueba, con 1,5 segundos de ventaja sobre Sergio Vallejo. Los coches de tracción total seguían cediendo segundos, y Surhayen Pernía se mantenía tercero ya a más de 20 segundos del líder, seguido de Miguel Fuster, que estaba a 27, viendo como sus opciones al título se ponía cuesta arriba.

Canencia volvía a ser para Álvaro Muñiz, que demostraba un gran ritmo, a pesar de ser la primera vez que se subía en el Porsche 911 GT3 2010 de Pedro Burgo. Sergio Vallejo dejaba escapar poco a poco a Muñiz, pensando en no tomar riesgos de cara al campeonato. Entre tanto, Surhayen Pernía y Miguel Fuster continuaban perdiendo segundos, con una desventaja que ya se iba por encima del medio minuto.

Una segunda etapa descafeinada

Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar

La segunda etapa parecía ser interesante, aunque la anulación del tramo de Robledillo iba a dejarnos con 52 kilómetros cronometrados menos, una distancia que parecía vital en la lucha por el campeonato. Álvaro Muñiz era el líder, con 8,3 segundos de ventaja sobre Sergio Vallejo, que se mantenía segundo, y 33,9 sobre Surhayen Pernía. La cuarta plaza la ocupaba Miguel Fuster, a 41,6 segundos del líder, mientras que Luís Monzón era quinto a 53,6 segundos.

A pesar de todo, Sergio Vallejo no se confiaba, y prefería montar unos neumáticos usados en el primer bucle del sábado, para guardarse dos juegos nuevos para el final del rally. Pero pronto saltaba la sorpresa, y es que antes de comenzar la primera pasada por los casi 6 kilómetros de Madarquillos, el único tramo que se disputaba a parte del Circuito del Jarama, saltaba la noticia de que Miguel Fuster había sufrido un accidente de tráfico en el enlace hacia el primer tramo. Tan solo había que lamentar daños materiales, pero la rotura de uno de los bujes del tren trasero del Ford Fiesta R5 le obligaba a retirarse, quedando el campeonato sentenciado a favor de Vallejo antes de comenzar la competición.

Así pues, el único tramo del primer bucle de la jornada era para Álvaro Muñiz, que empezaba la segunda etapa igual que había terminado la primera, marcando el mejor crono por delante de Sergio Vallejo. Surhayen Pernía se mantenía tercero, cediendo 9 segundos más, mientras que Luís Monzón subía a la cuarta plaza, aprovechando el abandono de Fuster.

El duelo final

Sergio Vallejo es campeón en un Rally de Madrid para olvidar

Tan solo quedaban cuatro tramos por delante, dos pasadas por Madarquillos, y dos pasadas por el Circuito del Jarama. Álvaro Muñiz comenzaba mandando en Madarquillos, pero Sergio Vallejo contestaba con contundencia en el circuito, recortando la ventaja con respecto a Muñiz en casi 7 segundos. Pero Muñiz no se amedrentaba lo más mínimo, y contestaba de nuevo en la última pasada por Madarquillos, superando a Vallejo por 1 segundo.

Se llegaba así al último tramo, el Circuito del Jarama, con Álvaro Muñiz como líder, con 7 segundos de ventaja respecto a Sergio Vallejo. Nada estaba decidido, puesto que en la anterior pasada por el Jarama, Vallejo había recortado 6,7 segundos a Muñiz, por lo que todo podía ocurrir.

Sergio Vallejo salía a por todas en este último tramo, atacando en cada curva, mientras que Álvaro Muñiz trataba de controlarle gracias a los parciales que le enviaban al móvil los componentes de su equipo. Según esos datos, Muñiz estaba haciendo un buen trabajo, y no debía aumentar el ritmo, pero la realidad era otra, puesto que Vallejo finalmente le endosaba 9 segundos, por lo que conseguía la victoria, además del campeonato, mientras que Muñiz se conformaba con el segundo puesto final.

El tercer escalón del podio quedaba en manos de Surhayen Pernía, mientras que Luís Monzón era cuarto. Fran Cima conseguía una meritoria quinta posición, que ganaba in extremis, al superar en el último tramo a Joan Vinyes.

Fotos: César Rodríguez

Artículos recomendados

COMENTARIOS

RELACIONADAS